10 de September del 2022 a las 09:25 -
Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on LinkedInPin on PinterestEmail this to someone
Prueba genética identifica antidepresivo más eficaz para cada paciente
Cerca del 50% de los pacientes diagnosticados con trastorno depresivo no se adaptan con la primera medicación, lo que puede dar lugar al abandono del tratamiento. En Uruguay, en 2021, más de 2 personas por día se suicidaron: la cifra total, de ese año indica que 758 individuos perdieron la vida por autoeliminación, con una tasa de 23,06 suicidas cada 100.000 habitantes en ese año. Esos datos colocan a Uruguay como uno de los países del mundo más afectados por esta causa de muerte.

Hay más de 200 opciones de medicamentos que se pueden recetar para el tratamiento de la depresión y alrededor del 50% de las personas no se adaptan al primer medicamento. Entonces, ¿cómo es posible saber qué fármaco es el más adecuado para cada individuo? La respuesta puede estar en la genética.

La depresión está ligada a la mayoría de los casos de suicidio y la necesidad de debate sobre el tema se refuerza en el Día Mundial de Prevención al Suicidio, en este 10 de setiembre. Entre los que no responden adecuadamente al antidepresivo inicial, el 15% tiene ideación suicida, según un estudio publicado en Frontiers in Pharmacology en 2020. “Podemos decir que la mitad de los pacientes que inician el tratamiento necesitan hacer ajustes de dosis o cambiar de fármaco. Es un número alto que está relacionado con las altas tasas de suicidio", dice el Dr. Leandro Brust, jefe de Farmacogenómica de Dasa Genómica.

En Uruguay, en 2021, más de 2 personas por día se suicidaron: la cifra total, de ese año indica que 758 individuos perdieron la vida por autoeliminación, con una tasa de 23,06 suicidas cada

100.000 habitantes en ese año. Esos datos colocan a Uruguay como uno de los países del mundo más afectados por esta causa de muerte. Preocupa también el aumento de suicidios en jóvenes de 15 a 19 años: entre 2018 y 2021, la proporción de casos aumentó más de un 80% en esa franja etaria.

El factor genético puede ser un gran aliado en la búsqueda de alternativas de tratamiento más eficaces y tolerables, ya que puede indicar los fármacos ideales para cada persona y ayudar a minimizar el sufrimiento que provoca la depresión.

La velocidad a la que se procesa cada fármaco en el organismo varía según el ADN del paciente. Además, algunos factores como el estilo de vida, los hábitos alimentarios y la interacción entre fármacos pueden interferir en esta velocidad, provocando una reducción de su eficacia. Según Brust, el fracaso terapéutico puede provocar efectos secundarios, desanimando al paciente a seguir el tratamiento.

A través de pruebas farmacogenómicas, la genética puede indicar si el fármaco prescrito será eficaz y bien tolerado por el paciente, además de indicar a menudo una dosificación más individualizada. “PharmOne, la prueba farmacogenómica de Dasa Genomics, también mide las interacciones medicamentosas capaces de influir en la respuesta a los medicamentos, lo que permite al médico prescribir el antidepresivo más personalizado para cada persona, aumentando las posibilidades de éxito. Al final, reducimos los efectos secundarios y mejoramos las respuestas”, explica.

PharmOne vincula factores genéticos, personales y ambientales en una plataforma tecnológica interactiva, lo que da como resultado el perfil metabólico del paciente. Los resultados se presentan como diferentes alternativas de fármacos y con las características de cada uno: nombre del fármaco, hallazgo genético, recomendaciones y puntos de alerta, como reacciones adversas, interacción con otros fármacos y eficacia.

El examen también indica cómo los hábitos del paciente van modificando su metabolismo con cada medicamento, para que pueda hacer ajustes a su rutina y así aumentar la efectividad de su tratamiento. La prueba, que evalúa más de 27.000 fármacos aprobados por la FDA (Administración de Alimentos y Medicamentos, agencia federal del Departamento de Salud y Servicios Humanos de Estados Unidos). Se realiza una sola vez en la vida del paciente si la intención es evaluar esas características genéticas, pues los datos personales y ambientales pueden actualizarse en la plataforma, eliminando la necesidad de un nuevo examen.

“La farmacogenómica ayuda en la lucha contra el suicidio, ya que, con la posibilidad de iniciar un tratamiento de forma asertiva, se reducen las posibilidades de abandono por falta de resultados o por los efectos secundarios provocados. Es una forma de minimizar el sufrimiento de los pacientes y asegurar mayores posibilidades de resultados más efectivos en los tratamientos de la enfermedad, evitando una de las principales causas de muerte en el mundo”, concluye el especialista.

 

Acerca de Dasa Genómica

Dasa Genómica es la marca de medicina genética y genómica de Dasa, la red integrada de salud más grande de Brasil. Operando también en Argentina, Colombia, Chile y Uruguay, es el resultado de la unificación de GeneOne, fundada por Dasa en 2017, con las empresas adquiridas Chromosome e InSitus, y Genia, presente en Argentina y Uruguay y que pasó a formar parte de Dasa en 2019. Actualmente, cuenta con siete frentes de actuación: enfermedades raras y neurología, oncología, oncohematología, reproducción humana y medicina fetal, cardiología, farmacogenómica y oftalmología. Dasa Genómica cuenta con un equipo técnico y médicos especialistas en genómica, biología molecular y bioinformática que son referencia en sus áreas de especialización. La oferta de test permite a los profesionales de la salud diagnosticar y tratar a sus pacientes con excelencia e innovación, de forma predictiva, preventiva y personalizada.

 

(*)  informe de Axòn  Comunicación  de la ciencia

(898)


COMENTARIOS

Quiere comentar esta noticia?

* Campos obligatorios
* Nombre:
* Correo Electrónico:
* Comentario:
* Caracteres
WordPress Appliance - Powered by TurnKey Linux